Claves para abordar los desafíos del liderazgo digital ante el avance de la inteligencia artificial en entornos globales, remotos e híbridos.

La importancia del liderazgo digital y los retos para gestionar equipos a distancia ante el avance de la IA.
By GABRIELA ORMEÑO GUZMÁN

By GABRIELA ORMEÑO GUZMÁN

El liderazgo digital y la inteligencia artificial (IA) son dos temas que se han vuelto cruciales en la era actual de transformación digital. Las empresas y organizaciones están adoptando tecnologías digitales y la automatización para mejorar la eficiencia, reducir costos y mejorar la experiencia del cliente. Pero, ¿Qué significa liderazgo digital y cómo se relaciona con la inteligencia artificial?
 

¿Qué es el liderazgo digital y cómo se relaciona con la inteligencia artificial?

El liderazgo digital es la capacidad de liderar equipos en un entorno remoto e híbrido donde se destaca el uso intensivo de la tecnología para gestionar los procesos de negocio, así como los procesos e interacción de las personas en el trabajo.

 

Habilidades necesarias para liderar en un mundo digital.

En este entorno desafiante se valoran habilidades como, el trabajo colaborativo, la comunicación híbrida y remota, el desarrollo del aprendizaje continuo y la gestión del conocimiento en los equipos, además de las prácticas para liderar con solidez en equipos que trabajan a distancia y con diferentes modelos de contratación.

  • En este sentido la firma Deloitte revela que el 90% de las empresas consideran el liderazgo digital como una prioridad, pero que solo el 13% cree tener las habilidades necesarias para liderar en un mundo digital.

Sumado a lo anterior, el actual contexto del mundo del trabajo y los negocios se están sufriendo cambios acelerados en sus modelos debido al uso de la inteligencia artificial, la cual se ha convertido en una tecnología clave en la transformación digital.

  • Según una encuesta realizada por PwC, el 72% de las empresas están adoptando la inteligencia artificial en sus operaciones. Esto se debe a que la IA puede ayudar a automatizar procesos, mejorar la eficiencia, tomar decisiones informadas y personalizar la experiencia del cliente.
  • La consultora Gartner ha informado que el 85% de las interacciones que las empresas tienen con sus clientes son totalmente digitales, lo que significa que la inteligencia artificial puede ser utilizada para mejorar la experiencia del cliente y aumentar la eficiencia en
    estas interacciones.

Sin embargo, la inteligencia artificial por sí sola no puede promover un entorno atractivo que evite la “fuga de talento”. Aquí las capacidades de los líderes para humanizar la interacción mediada por la tecnología es crítica.

Cuidar el talento de manera cercana en entornos distribuidos no es sencillo en las organizaciones.

El liderazgo digital tiene retos relacionados con la falta de habilidades blandas y humanas para liderar equipos remotos e híbridos con solidez.
La transformación digital y la automatización de procesos han incrementado los desafíos que los líderes deben asumir a nivel humano.

Para que un líder en la actualidad pueda gestionar y acompañar equipos diversos en modelos híbridos y remotos de trabajo debe desarrollar un set de habilidades blandas y humanas específicas para liderar de manera clara y transparente.

Además de ello, incorporar en su gestión una orientación hacia el cuidado y bienestar de las personas es indispensable debido al incremento de las enfermedades vinculadas con la salud mental.

Todo ello implica crear una cultura donde las personas prosperen sin importar el lugar donde se encuentren trabajando.

Esto exige de aplicar con solvencia habilidades blandas y humanas para liderar con empatía y comprensión hacia las necesidades de los colaboradores. 

A medida que la IA y la automatización transforman el mundo del trabajo, las habilidades blandas se están volviendo más importantes para diferenciar a los candidatos y para mejorar la calidad de los equipos de trabajo. Pero también vitales para unir y generar un sentido de pertenencia y colaboración al interior de organizaciones que trabajan de forma deslocalizada.

Según un informe de LinkedIn, las habilidades blandas más demandadas por los empleadores son la creatividad, la persuasión, la colaboración, la adaptabilidad y la inteligencia emocional, entre otras para el liderazgo digital efectivo.

Estas habilidades no son fáciles de enseñar ni de medir, pero son esenciales para el éxito en cualquier trabajo que involucre la relaciones humanas y la toma de decisiones en el entorno global y digital.

Por ello, capacitar a los futuros líderes y profesionalizar el actual liderazgo en las empresas grandes, medianas y pequeñas es clave para sostener los modelos de trabajo que irán surgiendo. Ya que el talento elegirá aquellas empresas que posean “líderes con las capacidades humanas para conducir equipos remotos e híbridos de manera cercana, transparente, con foco en la autonomía, resultados sin dejar de velar por el bienestar de las personas.

Si deseas desarrollar o afinar tus habilidades como líder digital te comparto el training online para liderar equipos remotos e híbridos.

¿quieres incrementar el rendimiento y bienestar del trabajo remoto?

Te ayudamos a que tengas una empresa productiva y colaborativa, contacta ahora: